Skip to Content

El centro de Madrid amanece congelado

El centro de Madrid amanece congelado

Bajo un sol de justicia, todos los ciudadanos que paseaban por el centro de Madrid se quedaron sorprendidos con una escena muy poco habitual: un oasis congelado sobre una playa de arena real con más de 60 esculturas de hielo.

Las esculturas permanecieron intactas durante dos horas y media aproximadamente, lo cual parecía imposible por las acaloradas temperaturas que se superaban ese día en la capital, por encima de los 30 grados. Desde hamacas de hielo donde los ‘más tolerantes al frío’ se atrevieron a tumbarse, pasando por palmeras, gafas de sol, sombreros, y hasta un chiringuito playero fueron algunos de los elementos clásicos del verano que estuvieron congelados y presentes en la ‘Plaza Parrot Bay’, creada por un día sobre la plaza de Santa María Soledad Torres Acosta (más conocida como plaza de los Cines Luna) para acercar toda la frescura caribeña y la ‘desconexión’ que se siente al pisar la arena de playa.

¿El motivo de que este oasis haya amanecido en Madrid? Alicia García, directora europea de innovación del grupo Diageo, señaló: “Con el verano ya bien adentrado nos hemos dado cuenta de la cantidad de ciudadanos que este año no han podido ir a la playa de vacaciones. Por eso les hemos querido traer un trocito de playa en forma de hielo, para que se refresquen por una mañana y puedan relajarse tomando un cóctel granizado en una tumbona de hielo al más puro estilo caribeño.”

Un total de 68 esculturas crearon la ‘Plaza Parrot Bay’ y fueron elaboradas por la empresa líder en arte sobre hielo en Europa. “Crear este oasis congelado ha sido posible gracias a un sistema innovador en España. Primero hemos creado bloques de hielo a los que hemos extraído el aire en el momento de la producción para que el deshielo sea más lento y así conseguir que las esculturas duren más tiempo sin derretirse. Más tarde, los artistas escultores son los encargados de tallar las figuras para darles volumen en cámaras a ocho grados bajo cero”, señaló Luís Mataix Sans, uno de los escultores.

Sin duda, la escultura más llamativa de la mañana resultó ser la que realizó en directo el equipo de artistas escultores del hielo con una moto sierra: un loro de grandes dimensiones que fue el epicentro de la plaza madrileña, abarrotada de curiosos que miraban sorprendidos a estas estatuas de hielo en pleno verano.

Esta original iniciativa la ha puesto en marcha Parrot Bay, la nueva marca de cócteles granizados listos para servir que llega a España a lo grande. Los cócteles, con una graduación de 4,7º, pueden ser de sorprendentes variedades: daiquiri de cítricos, daiquiri de frutos rojos, piña colada y mojito. El resultado es una bebida con un intenso gusto exótico. Parrot Bay llega pisando fuerte, pues con este ‘helador’ evento ya ha conseguido sorprender a los ciudadanos madrileños.

Montse Carreño, 30-Julio-2013

  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.
  • 30JULIO2013 El centro de Madrid amanece congelado. Foto: Last Lap.